Dani se rebela

Las rabietas de Dani son cada vez más difíciles de controlar. Al gustarle tanto los “botones” cualquier aparato tiene que ser experimentado y “controlado por él. Ayer fue imposible hablar tranquilamente con Blanquita en el Skype. Cuando Dani me vio mover la webcam para enfocarle ya no hubo forma. Tuvimos que seguir hablando “a ciegas”. Menos mal que llegó su madre y consiguió que se olvidase de la cámara a base de teta. La pena fue que ya la red empezó a fallar del lado mexicano y la conversación quedó en desastre.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s